Entrevista a Cristina Blasco. Entrenadora y Deportista de Élite.

Actualmente no es extraño levantarnos cada mañana escuchando noticias sobre la fuga de talento en nuestro país.  Sin embargo, también hay profesionales que deciden quedarse y servir de guía a los jóvenes. Ese el caso de la mujer que  hoy os presento. Una «hada madrina»para los deportistas de alto rendimiento que contagia su espíritu de superación y su pasión por lo que hace.  ¡Vamos a conocerla!

Cristina BlascoSoy Cristina Blasco, en esencia alguien que ha tenido la suerte de  poder dedicarse a la profesión que más le gusta. 

He sido deportista de élite (dos veces campeona de España de judo y 10 años miembro del Equipo Nacional), consiguiendo algunas de mis metas y sueños.

Licenciada en Educación Física y Doctora de esta misma titulación; imparto clases en la Facultad de Ciencias y Actividad Física y el Deporte (CAFE) de la Universidad de Valencia, y ejerzo como profesora, investigadora, entrenadora desde hace casi 25 años.

Resumiendo…Ayudo a gestionar proyectos de futuro para los chavales a los que formo, y sigo sintiendo que doy forma y consistencia a los sueños de otros.

 ¿La mayoría de los jóvenes que inician su carrera deportiva lo viven como su vocación o es un hobby?

La mayoría de los que llegan a tener una carrera deportiva empezaron bastante pronto la práctica deportiva. 

El que es responsable, tiene hábitos, está bien respaldado y orientado por su familia trata de compaginar medianamente bien todo como puede, y consigue tirar con los estudios, aunque es cierto que es muy duro…

Y el que es un poco más “pasotilla” encuentra en el deporte la excusa que otros niños no tienen,  y abandona totalmente su parte formativa. Por desgracia hay más de estos últimos.  Aunque  también hay que mencionar que hay deportistas que se enganchan tarde a estudiar, y al final son campeones y muy buenos profesionales.

¿En el entrenamiento se da importancia a la inteligencia emocional del deportista? 

Los entrenadores somos muy conscientes de la “máxima” importancia que tiene la gestión emocional en competición. Como entrenadora acompañas a tus deportistas todas las horas que hacen falta y más, y cobras desde “nada” a 30 euros al mes.

Si he detectado que necesitan un refuerzo les  he aconsejado que vayan a un profesional para gestionar mejor la parte psicológica y cuando han vuelto me han dicho:  “70 euros la sesión… No me llega”. O los mandas al fisioterapeuta, al nutricionista y cuando vuelven comentan: “30 euros la sesión; 50 euros… no me llega”…

Más allá de las actividades de tirón mediático, los demás deportes hemos tenido que sobrevivir, invirtiendo mucho dinero y tiempo personal. Por eso los entrenadores hemos tenido que aprender a hacer casi de todo, y hemos hecho de preparadores, fisioterapeutas, psicólogos, padres…

Hablamos de competir para ganar pero ¿hasta qué punto es también importante aprender a perder?

Lo digo muy a menudo… No hay campeón sin tolerancia a la frustración y a la derrota, porque se aprende perdiendo.

Cuando aprendes a perder vuelves al tatami, a la línea de salida, y asumes nuevamente la posibilidad de perder. Estás mejorando. Estás ahí de nuevo. Aprender a perder es una de las partes más importantes del camino.

¿Cuáles son los miedos más habituales que hacen que un deportista no desarrolle su potencial o se retire antes de tiempo?

Esta es una pregunta difícil porque la respuesta es muy heterogénea. Para algunos simplemente la pérdida de motivación porque hay otras cosas que empiezan a ser más importante en tu vida…

Otras veces, efectivamente, está el miedo a no ser lo que otros esperan de ti…O la acumulación de demasiada frustración en el tiempo… Hay muchos factores.

El éxito del entrenador está muchas veces en gestionar bien el proceso y encontrar el equilibrio entre las derrotas y las victorias, seleccionando bien los objetivos, las competiciones…

De todas formas, llega un momento en que hay que actuar como un “profesional” comprometido,  ya no se trata de lo que tú esperas o quieres, si no cumplir con lo que te has propuesto.

¿Cómo afronta el deportista de élite el final de su carrera deportiva y el reto de afrontar un nuevo comienzo profesional?

El campeón que ha hecho bien el camino es una persona de una gran valía social y profesional. De vez en cuando los medios de comunicación nos muestran esos deportistas de éxito en empresas fuertes, como escaparates de proyectos importantes…. Pero se pueden tener muchos problemas. Haría falta trabajar más este cambio, y ya hay algunos proyectos en marcha.

De hecho el Comité Olímpico Español tiene algunos. Pero estamos en un momento de crisis a nivel de proyectos basados en las “personas”  y muchas veces hay demasiado escaparate.

 Si un joven te dijese que le gusta mucho  el deporte pero tiene miedo de no poder ganarse la vida en este sector… ¿Qué le dirías?

DSC00289 (1)Lo que digo muchos días en clase. Nos dedicamos a algo impresionante. Uno de lo recursos más potentes para socializar, para educar, para curar, para hacer feliz, para ser tolerante, para mejorar al ser humano… el movimiento, la actividad física, el deporte.

Vamos, que me gusta tanto mi trabajo que vivo en un coche entre Alicante y Valencia sin plantearme casi nunca si 180 km son demasiados para ir a trabajar.

Y en lo económico, casi nunca salimos de pobres… pero por mucha crisis que haya, casi siempre sale algún trabajo. Somos así,  ¡Los locos del chándal! Besos 

 

 

 

 

 

Share Button